Los pómulos juegan un papel fundamental en la belleza y atractivo de la cara. El paciente sin pómulos presenta una cara plana, con ojos apagados y una cierta flacidez de partes blandas. Para valorar estéticamente un rostro es básico hacerlo teniendo en cuenta todo el conjunto tridimensional y su relación en cada una de sus zonas, por esto los huesos, concretamente su relieve óseo, adquiere una gran importancia y, concretamente, las dos zonas con más relieve son los pómulos y el mentón.

Pómulos marcados

En este post me centraré en los pómulos, una zona realmente destacada de la cara donde ofrezco a mis pacientes un nuevo tratamiento mediante prótesis de malar customizadas. Gracias a esta novedad, el aumento de pómulos se ha convertido en un tratamiento mínimamente invasivo, con resultados predecibles que otorgan el volumen necesario y potencia el atractivo facial de nuestros pacientes.

Unos pómulos marcados, ¿sinónimo de belleza?

A veces no se le presta la atención suficiente a los pómulos y son esenciales para la buena estructura del rostro; definen la forma y aportan personalidad y carácter facial. Unos pómulos bien definidos marcan un perfil estilizado, otorgan un aspecto saludable y firme. Nuestro objetivo es conseguir un contorno bien delimitado y proporcionado en cada rostro.

Proporciones de los pómulos

¿Qué técnicas existen para marcar los pómulos?

El objetivo de esta cirugía es devolver a la cara el volumen necesario para conseguir el efecto rejuvenecedor y la armonía deseados por el paciente. Existen dos métodos para aumentar los pómulos: la lipoinyección de grasa y la prótesis malar:

Lipoinyección de grasa

Se trata de un procedimiento realmente sencillo; solamente es necesaria una inyección de grasa de relleno y conseguimos aumentar el volumen de los pómulos. Realizamos el tratamiento bajo anestesia local lo que significa un postoperatorio muy cómodo y rápido con vuelta a la vida normal casi inmediata.

Los resultados con este tratamiento son menos predecibles que son la prótesis malar, además las lipoinyecciones se reabsorben con el tiempo.

Prótesis malares

Es el método más habitual y popular entre mis pacientes. Se trata de la colocación de una prótesis hecha a medida de un material llamado Porex, totalmente biocompatible con el organismo humano que se adapta a la anatomía del paciente. Esta intervención se realiza bajo anestesia general y requiere de una semana aproximadamente de descanso antes de volver al ritmo de vida habitual.

Sin embargo contamos con prótesis estándar de diferentes tamaños que tenemos que adaptar a la anatomía de cada pómulo, con el riesgo de una adaptación no perfecta y la posibilidad de una asimetría.

En Maxilodexeus vamos un paso más allá: Prótesis de pómulos personalizadas

El secreto del éxito de este tratamiento está en la prótesis individualizada. Todo cirujano maxilofacial quiere conseguir resultados naturales, que vayan acuerdo con el rostro de su paciente, por ello en mi consulta trabajamos con los mejores fabricantes de prótesis.

Prótesis de pómulos personalizadas

Ofrecemos los mejores materiales, totalmente biocompatibles y resistentes. Además, gracias a un escáner de última generación y a la tecnología de la que disponemos, podemos diseñar prótesis personalizadas para cada paciente, que “encajan” perfectamente con la anatomía del paciente, asegurando que el procedimiento es mínimamente invasivo y una simetría y posicionamiento perfecto.

Si tu también quieres beneficiarte de un tratamiento cien por cien individualizado y conseguir unos pómulos marcados y definidos, no dudes en contactar con nosotros, estaremos encantados de estudiar tu caso y aumentar la belleza de tu cara.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR